Sentimientos renovados: Gloria del Pacífico


10408957_529500140489025_5015860698763274971_n
Alfonso Ugarte y Timotea Vernal, encarnados por Fernando Petong y Paloma Yerovi. Foto: Facebook Gloria del Pacífico

En su propia crítica, el artista César Bedón ha señalado con acierto: ‘Es con obsesiones que se crea el gran arte’. Ejemplos de ello sobran en las realizaciones cinematográficas, actores y actrices que se obsesionan con el papel de sus vidas, junto a directores que se obsesionan con historias desbordantes. El cine peruano requiere ambos. Pero hoy, Juan Carlos Oganes ha plasmado su propia obsesión logrando el mejor largometraje épico de la historia nacional.

Gloria del Pacífico, ha situado al espectador frente a un cúmulo de interrogantes y respuestas inconexas, que se han cernido en torno a la guerra con Chile (1879-1881), y ha tenido la audacia de mostrarnos un relato -por demás, complejo y bien estructurado- que nos aleccione y motive a comprender esos hechos históricos, que a muchos produce vergüenza o bien prefieren desconocer.

Es así, que Oganes intenta respondernos qué podría haber motivado a un grupo de hombres -militares o no- a resistir frente a una derrota anunciada, durante la batalla por Arica, el 7 de junio de 1880. No se trata sólo de un sentido del deber, sino de los sentimientos que estas personas han tenido al momento de inmolarse, y que para muchos parecen tan lejanos como estatuas en el tiempo.

Podemos vernos reflejados en el papel de Juan Diego (Pold Gastello), el citadino que se pregunta si realmente Alfonso Ugarte se lanzó con un caballo desde el morro, y que anda más preocupado en la economía familiar que en tratar de comprender sucesos pasados. La película sugiere que no es tan simple desentenderse: Todos estamos hechos por los acontecimientos acaecidos. La historia del Perú, no es sólo la de un pedazo de tierra, sino de cada hombre y mujer que ha vivido por la nación que siente como suya.

Aunque hubiera sido fácil optar por la rendición, los ciudadanos de Tacna y Arica no tenían más protectores de sus vidas que ellos mismos, y los defensores del morro. Situación precaria, frente a un gobierno centralista y corrupto que los había dejado a su suerte.

En consecuencia, el campo de batalla no es sólo el lugar donde confluyen dos ejércitos beligerantes, sino donde también llegan a evidenciarse las emociones de los personajes: Los que anteponen el deber a su propia felicidad (como Bolognesi y Ugarte), los que temen (como el general chileno que se retiró), los oportunistas (como el falso francés), los que huyen (como el coronel Belaúnde), los que mantienen la esperanza (como Vicente y Maldonado). Y en esta lista, no puedo olvidar el rol de las llamadas “rabonas”, mujeres que eran el sustento de las tropas, preparando alimentos ó curando a los heridos y  que son las heroínas invisibles de la guerra, así como las que más sufrieron.

Si esta película ha logrado ese grado de impresión en el espectador, es también gracias a las actuaciones bien puestas de Reynaldo Arenas, Juan Manuel Ochoa, Gustavo Mac Lennan, Carlos Vértiz, Paloma Yerovi, Lilian Nieto, entre muchos otros más. Así como a la calidad -obsesiva, nuevamente- en que los detalles de escenarios, música, animaciones y vestuarios calcen con precisión en la trama, a pesar de las imperfecciones por el ajustado presupuesto.

Al finalizar la cinta, queda presente un impulso vehemente de levantarse y aplaudir gritando ¡Viva el Perú!, sintiendo que por fin, nos han acercado al lado humano de nuestros héroes que nunca nos han contado los libros de historia, ni los viejos rumores, que a veces aparecen en los diarios, sobre la guerra.

Cabe preguntarle al ciudadano de pie, si emularía a los personajes de esta historia, en caso se produjese un conflicto bélico de esas magnitudes. Ello es un sentimiento renovado para cada uno, y alcanzar esa parte de nosotros es parte de la belleza de esta cinta, de lo que es el cine. Gracias por eso.

Anuncios

4 comentarios en “Sentimientos renovados: Gloria del Pacífico

  1. Hace 3 semanas vi y tal como señale en ese entonces debo decir que por la Película; Primos, tios y tias, parientes en general, amigos y vecinos solo decirles que en verdad GLORIA DEL PACIFICO supero TODAS mis expectativas, al terminar casi todos estábamos con lagrimas en los ojos, aplaudiendo, que gran película¡¡¡¡. Reitero ES UNA PELICULA EXTRAORDINARIA, nunca he visto algo semejante en el cine Peruano, REALMENTE ESTA PELICULA DEBE SER MIRADA POR EL MINISTERIO DE EDUCACIÓN y compartida y difundida en los colegios a nivel nacional. Como siempre Reynaldo Arenas da una actuación memorable.

    Me gusta

  2. fui a ver la película con mi esposa y muy buena y la gente al final gritaba que viva el Perú.
    saludos y si hay una segunda película ojala que le den el apoyo correspondiente.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s